Iniciativas EDP España

compromiso ambiental

Residuos

En nuestro día a día, producimos materiales de los cuales tenemos que desprendernos porque han perdido su valor o utilidad.

Iniciativas EDP España para la reducción de residuos

Mostrar Todas
svg
Ordenadores Solidarios
svg svg

Más de 19.000 euros y 200 ordenadores donados. Estos son los resultados de la iniciativa Ordenadores Solidarios en 2016. Esta acción consiste en la compra por parte de los empleados de aquellos equipos informáticos que van a ser retirados, así como la donación directa de equipos a diferentes entidades. Desde su puesta en marcha en julio de 2014, esta iniciativa ha permitido donar más de 45.000 euros y 762 ordenadores.

Los destinatarios del importe recaudado y de los equipos donados son las ONG que seleccionan los propios empleados. Médicos Sin Fronteras ha sido la organización que ha recibido mayor importe en 2016, más del 18%. Las transferencias a las distintas ONG se realizan por parte de la Fundación EDP.

Trapos contaminados con aceite
svg svg

Uno de los principales residuos peligrosos generados en los centros del Grupo son los trapos y cotones impregnados en sustancias peligrosas, derivados de las operaciones de mantenimiento de las instalaciones.

Con el objetivo de reducir la generación de este residuo, EDP España ha implantado en las plantas de generación eléctrica una iniciativa con un sistema de lavado y utilización del residuo para la producción de energía eléctrica. Así, se han sustituido los absorbentes por trapos reutilizables mediante un sistema de lavado. Una vez utilizados, los trapos impregnados de aceite son enviados a una planta alemana donde mediante un sistema de lavado se reutilizan los lodos en una planta de cogeneración para producir energía eléctrica.

Un nuevo concepto: Economía Circular

La demanda de recursos del planeta crece a un ritmo más rápido al que la Tierra puede reponerlos; además, los países industrializados han desarrollado perfiles de consumo que en muchos casos les hacen dependientes de los recursos de otros países, con la consiguiente exposición a precios elevados y volatilidades de mercados.
A nivel comunitario, este problema ha llevado a la Unión Europa a plantearse una Estrategia que le permita alcanzar un modelo más eficiente en el consumo de recursos.
Esta Estrategia, conocida como Estrategia hacia una Economía Circular, promoverá la competitividad, la innovación y la protección del medio ambiente, lo que contribuirá al crecimiento y la creación de empleo.

La economía Circular requiere acciones en diferentes etapas del ciclo de vida de los productos: desde la extracción de materias primas, pasando por el diseño de materiales y productos, la distribución y el consumo de bienes, la reparación, reutilización y el reciclaje, y la gestión de los residuos. Todas estas fases están ligadas entre sí, y en todas es necesario tomar medidas para mejorar la eficiencia en el uso de energía y recursos. También se necesitan acciones desde el lado de la demanda, por lo que la promoción de soluciones innovadoras y de nuevos mercados forma también parte de la Estrategia.

De estas políticas comunitarias derivarán a corto plazo líneas de actuación para todos los Estados Miembros, quienes a su vez las traducirán en requisitos de operación para todos los agentes industriales en primer término, y en pautas de actuación para la sociedad en general.

EDP ha iniciado los trabajos para definir la estrategia de incorporación de la Economía Circular en todo su ciclo productivo; el primer paso ha sido el análisis piloto realizado en Portugal de los flujos de materiales existentes (entradas, stocks y salidas de materiales), con el fin de detectar los recursos principales empleados por las diferentes unidades de negocio y definir en base a ellos posibles líneas de actuación que permitan la optimización de su uso y la búsqueda de alternativas.